Compra convencional

Si se prepara para comprar una casa, es probable que usted considere un préstamo hipotecario convencional. Después de todo, esta es la opción más popular entre los compradores de vivienda.

Las personas que cumplan los requisitos de cualificación para los préstamos convencionales a menudo obtienen financiamiento flexible, así permitiendo que ser propietario sea más asequible.

Empecemos a tramitar su hipoteca
Purchase or Refinance(Required)
This field is for validation purposes and should be left unchanged.

¿Qué es un préstamo hipotecario convencional para la compra?

Usted tiene varias opciones al escoger el préstamo ideal para comprar una vivienda. Los préstamos hipotecarios varían con frecuencia, dependiendo de los requisitos para cualificar y las condiciones que se ofrecen como, por ejemplo, el plazo (el largo) del préstamo, la tasa de interés y el mínimo pago inicial.

Las hipotecas convencionales figuran entre las opciones hipotecarias estandarizadas de dos empresas patrocinadas por el gobierno federal, “Fannie Mae” (Asociación Federal Nacional Hipotecaria) y “Freddie Mac” (Corporación Federal de Préstamos Hipotecarios). Fannie Mae y Freddie Mac también definen las pautas para los prestatarios, y ellas proporcionan una lógica para los requisitos de cualificación.

Dicho de forma sencilla, si su puntaje de crédito es más alto, una hipoteca convencional es una gran opción para financiar su casa. Las hipotecas convencionales incluyen escenarios para el pago inicial, los costos de cierre y los pagos mensuales. (Si su puntaje de crédito es más bajo, los requisitos para una hipoteca convencional pueden ser más altos.)

Hay otros programas comunes de préstamos hipotecarios, entre ellos las hipotecas de la FHA (La Administración Federal de Vivienda) y del VA (El Departamento de Asuntos de Veteranos). Préstamos FHA y VA son distintos a las hipotecas convencionales porque el gobierno federal los asegura, y sus reglas son más flexibles en cuanto a la cualificación. (Sin embargo, las condiciones de un préstamo FHA o VA se podrían limitar en cuanto a posibilidades de versatilidad o particularización.)

Cómo conseguir un préstamo convencional

Si le gustaría descubrir su potencial de cualificar para una hipoteca convencional, ¡póngase en contacto con nosotros! Con el propósito de ayudarle a descifrar el proceso y dar comienzo, hemos hecho un resumen de los pasos y la documentación que necesitará abajo.

El proceso de financiamiento

Los compradores de vivienda a menudo empiezan por pedir un presupuesto de la tasa de interés o por comenzar una solicitud con un prestamista. A medida que comparte información sobre su posible compra, nosotros colaboraremos con usted para conseguir un informe de crédito y para evaluar sus finanzas, además del valor potencial de la casa que le interesa comprar.

Mientras atravesamos el proceso, programaremos una tasación de la casa que desea comprar para establecer el valor. Hablaremos también sobre sus opciones individuales, inclusive las condiciones para las cuales usted cualifique. Enumeraremos los documentos que necesitará para la suscripción para que el proceso tenga un sólido cimiento.

Estaremos con usted durante todos los pasos, dirigiéndole hacia el cierre donde finalizaremos su préstamo asequible cuando esté listo para comprar.

Requisitos para un préstamo hipotecario convencional

Estos son algunos de los requisitos comunes para cualificar para un préstamo de compra convencional. Si tiene preguntas sobre estos requisitos, estamos a sus ordenes.

  • En la mayoría de los casos, es mejor tener un puntaje de crédito de 620 o más. Conseguir una mejor tasa de interés puede ser el resultado de un puntaje de crédito más alto.
  • Como parte de la suscripción, usted necesitará documentación que verifique ingresos consistentes con una relación deuda-ingreso (DTI, por sus siglas en inglés) al 50% o menos. DTI revela cuánto del ingreso mensual va para pagar sus deudas.
  • Junto con la información sobre sus ingresos, se le exige la verificación y el historial del empleo.
  • Los compradores de vivienda por primera vez necesitan un pago inicial al 3% o más. El requisito mínimo sube a base de los ingresos o si es una segunda compra, entre otros factores.
  • Un pago inicial de menos del 20% requiere pagar primas adelantadas y/o mensuales por el seguro hipotecario privado (PMI, por sus siglas en inglés) hasta que usted tenga el 20 por ciento de capital acumulado (valor líquido) en la casa. (En otras palabras, PMI se exige hasta que el dueño logre la relación préstamo-valor (LTV, por sus siglas en inglés) del 80%.

Empecemos a tramitar su hipoteca
Purchase or Refinance(Required)
This field is for validation purposes and should be left unchanged.

Preguntas frecuentes sobre préstamos convencionales

Financiar una casa es una inversión importante. Está bien tener preguntas. Hemos compilado contestaciones a preguntas frecuentes, ¡pero no dude en hacernos otras!

Los dos préstamos ofrecen opciones para el financiamiento flexibles. No obstante, los requisitos para el préstamo hipotecario tradicional son más estrictos. El beneficio, si cualifica, es que hay mejores opciones en cuanto al PMI, el plazo (largo) del préstamo y los costos de cierre, además de una tasa de interés menor.

Los préstamos hipotecarios FHA son diferentes porque el gobierno federal los asegura de modo que los prestamistas no tiene los mismos requisitos estrictos. Si su puntaje de crédito es bajo, un préstamo FHA podría ser el más asequible para usted. Aunque provea menos opciones que un préstamo convencional, el préstamo FHA proporciona tasas de interés competitivas y opciones para un pago inicial reducido.

Debe tomar en cuenta cuánto ha podido ahorrar para un pago inicial y el valor de la casa que quiere comprar, así como el pago inicial puede impactar su hipoteca potencial.

El pago inicial típico para un préstamo hipotecario convencional oscila del 3% del valor de la casa para compradores de vivienda por primera vez hasta el 20% recomendado para eliminar la necesidad de pagar primas por el PMI. Dependiendo de sus finanzas actuales y de los permenores de su compra de vivienda, varios factores determinan el pago inicial mínimo.

El seguro hipotecario privado —PMI, por sus siglas en inglés— es un seguro que protege la inversión del prestamista en la compra de su casa. Una vez que su inversión en la casa es el 20% de capital acumulado (o valor líquido), el PMI ya no se exige. Así que, con un pago inicial del 20% o más, usted puede evitar pagar por PMI totalmente desde el principio. La opción de un pago inicial que elimina el PMI y la opción de suspender el PMI cuando logre la LTV al 80% representan dos ventajas de un préstamo convencional.

Por el contrario, los préstamos FHA requieren que se pague el PMI durante el plazo entero del préstamo hipotecario o por lo menos por muchos años de pagar por el préstamo.

Los límites de préstamo se alinean con otras pautas para préstamos convencionales. Estos límites para un préstamo hipotecario convencional requieren que el costo de la propiedad que usted compra quepa dentro del rango de un valor designado. Si el precio de venta va por arriba o por debajo de estos límites, es posible que usted necesite otras opciones para el financiamiento.

Los límites de préstamo difieren en ciertos estados y en lugares con costos elevados. Fannie Mae y Freddie Mac establecen estos límites cada año, y el máximo actual es más de $600.000,00.

Cuando cierre la compra de su casa con un préstamo hipotecario convencional, usted tendrá que responder por varios costos por adelantado y costos continuos que se incluyen en el pago mensual. Todo se declarará claramente mientras se tramite su préstamo y antes del cierre.

Más allá del pago inicial, usted también pagará los costos de cierre que cubren tales gastos como los cargos por emisión del préstamo, una tasación, seguro de título, entre otros. El total de estos gastos tiene un rango del 2 hasta el 4 por ciento del monto de su préstamo.

BENEFICIOS DEL PRÉSTAMO CONVENCIONAL
  • El préstamo hipotecario más común
  • Requisitos flexibles
  • Pago inicial tan bajo como el 3%
    Opciones en cuanto al plazo
  • Tasa fija o ajustable
  • Aprovechar de tasas más bajas con fuerte puntaje de crédito
  • No hay necesidad del seguro hipotecario una vez que el capital acumulado iguala el 20% (o más)
ES